Sin categoría

¿Por qué nos da hambre cuando estamos triste?

Todos en algún momento nos hemos sentido tristes y buscado “consuelo” en la comida, especialmente si se trata de helado, pizza, queso o pasta.

No es casualidad que ingieras estos alimentos después de un día estresante, cuando estás enfermo o cuando estás tratando de sobrellevar un rompimiento.

Resulta que hay una razón por la que nos apoyamos en estos alimentos en tiempos difíciles. Según un nuevo estudio, ciertos alimentos evocan sentimientos para nosotros.

En un estudio publicado en la revista Appetite, un equipo de investigadores de la Universidad Estatal de Nueva York en Buffalo pidió a un grupo de estudiantes universitarios probar papas fritas. Una porción de los catadores contaron por escrito una vez que tuvieron una pelea terrible -una experiencia que les hacía sentir solos y socialmente aislados- antes de comer las patatas fritas.

¿El resultado? Para los participantes con asociaciones positivas con la comida, las papas fritas sabían aún mejor después de recordar la experiencia.

“Cuando las necesidades sociales fueron amenazadas, el disfrute de los alimentos aumentó, pero sólo para aquellos para los que la comida tenía valor social significativo y positivo”, dijo el estudio.

La conclusión de los investigadores es que la “comida reconfortante” sirve como una fuente real de comodidad emocional en tiempos difíciles, siempre y cuando tengamos una asociación positiva con ese alimento.

Eso incluye a la primera persona que nos sirvió el plato. ¿Acaso tu mamá hacía sopa cada vez que tenías un resfriado? Lo más probable es que estés subconscientemente atraído hacia la sopa cuando te sientes mal, porque te recuerda el amor y la comodidad del hogar.

“Los alimentos reconfortantes son a menudo los alimentos que nuestros cuidadores nos dieron cuando éramos niños. Siempre tenemos asociación positiva con la persona que hizo la comida, entonces hay una buena probabilidad de que usted será atraído a ese alimento en tiempos de rechazo o aislamiento”, dijo el autor del estudio Shira Gabriel a ScienceDaily.

En otras palabras, los alimentos con asociaciones positivas sirven como una fuente de consuelo, tienen mejor sabor, y recurrimos a ellos en tiempos de necesidad

vía dailytrend.mx