#Alminuto NOTA ROJA

Falsos policías federales asaltan en la autopista Amozoc – Perote

Un ciudadano denunció la presencia de una banda de asaltantes que opera en inmediaciones del kilómetro 31 de la autopista Amozoc-Perote, los cuales se hacen pasar por Policías Federales. Portan uniformes de esa corporación – supone que apócrifos – y operan en un vehículo que cuenta con torreta y megáfono. Así es como desde hace cuatro meses han sorprendido a más de 20 automovilistas, según pudo indagar el propio afectado.
El agraviado de nombre Héctor, se acercó a este diario para comentar su experiencia y alertar a los automovilistas que externen sus precauciones, así como exigir a las autoridades que refuercen la seguridad en la zona y que logren aprehender a los delincuentes que se hacen pasar por policías federales.
El varón indicó que el 19 de septiembre, al circular con dirección a Puebla, en la citada autopista a la altura del kilómetro 31, fue interceptado por los falsos policías federales, quienes lo detuvieron. Él, por temor a incurrir en alguna falta ante la autoridad, se detuvo, y en ese momento los ladrones uniformados le apuntaron con un arma.
Señaló que al tenerlo sometido lo despojaron de sus objetos de valor, como cartera y celular, además de sus documentos. Héctor creyó que sería un simple asalto, pero al escuchar que los delincuentes le decían: “espérate después de dos o tres días de andarte paseando, lo que tu familia nos va a dar por liberarte”, supo que no se trataba de un simple asalto.
“Entonces la verdad me dio igual que me pegaran un tiro ahí, a que me anduvieran torturando por días. Yo practico artes marciales, y por eso me animé a forcejear con el hombre, y pude escapar, en la camioneta. Llegué a pedir apoyo hasta la caseta de la entrada a Audi, en donde llegaron los policías.
Algunas personas me comentaron que esa banda, en los últimos cuatro meses han asaltado a más de 20 automovilistas y la verdadera policía no ha podido capturarlos. Quien sabe a cuántas personas más han secuestrado”.
Héctor comentó a este diario que avisó de lo ocurrido a los números de emergencias, en donde solo tomaron su reporte. Y que al acudir a la Fiscalía General del Estado (FGE) a presentar la denuncia y el robo de sus objetos de valor y documentos, el Ministerio Público no quiso iniciar una carpeta de investigación porque él no tenía datos precisos del vehículo en el que opera la banda, casi casi para poner la denuncia le pedían el número de NIV del auto de los delincuentes.
Por lo anterior solo lo atendieron en el Módulo de Atención Express, porque las autoridades de la Fiscalía le indicaron que solo denunciara el extravío de sus documentos para deslindarse de algún mal uso.
Ante esta situación, el afectado buscó a este diario para narrar lo ocurrido y prevenir a los automovilistas que por necesidad deben circular por esa autopista, a que tomen sus precauciones en ese tramo carretero, sobre todo una vez que oscurece, que es cuando suele operar esa peligrosa banda.

Vía Puebla Roja